GRACIELA ITURBIDE


     La fotógrafa mexicana Graciela Iturbide entra en el mundo de la fotografía en 1969 cuando estudia cine en el Centro de Estudios Cinematográficos de México, donde conoce a Manuel Alvarez Bravo. Fue su alumna y su asistente durante algunos años, hecho que marcó su carrera como fotógrafa, pues de él aprendió durante sus salidas de campo a tomar fotografías, así como aprendió de él en el cuarto de revelado. "Verlo trabajar le abrió una nueva perspectiva del mundo y de como mirarlo. El aprendizaje con Alvarez Bravo es sin lugar a duda fundamental y supone, más que una influencia formal, la transmisión de un legado, de una sensibilidad basada en unos valores artísticos vinculados al arte moderno, pero sobre todo a una cultura inmensamente rica y compleja como la mexicana." (1) A lo largo de su carrera, Iturbide se ha dedicado a fotografiar en blanco y negro la vida cotidiana de nuestro país, sus tradiciones y su gente. Se ha adentrado en los pueblos, ha logrado ganar  la confianza de la gente que los habita para fotografiar sus momentos más íntimos, tanto los alegres de celebración, como los más dolorosos. Es así que Iturbide ha logrado producir una cuantiosa obra de un gran valor artístico y sociológico.



Ojos para volar? Coyoacán, D.F. 1991



Mujer ángel, Desierto de Sonora 1979






Jano, Ocumichu,Michoacán 1980
Angelito mexicano, Chalma 1984










(1) "Graciela Iturbide: en la línea de sombra"  Marta Dahó, Catálogo fundación MAPFRE










No hay comentarios:

Publicar un comentario