El ojo crítico de Ai Weiwei


Ai Weiwei: el ojo critico
 
Mejor conocido por sus imponentes instalaciones, él artista conceptual y activista político, Ai Weiwei, nos muestra a través de una serie de fotografías su mirada crítica y objetiva sobre la realidad que acontece su país, un país socialmente reprimido que ha sido devastado en varias ocasiones por fenómenos naturales como el terremoto de Sichuan el 12 de mayo del 2008, donde perdieron la vida más de 5.000 niños, inmediatamente el artista viajo a la provincia a documentar el devastador suceso.

Por otro lado, en Fotografías de Nueva York (1983-93) que son una selección de 98 fotografías en blanco y negro que el artista tomó en la década que vivió en la Ciudad de Nueva York. Nos muestran imágenes que registran la vida cotidiana de una de las ciudades más bulliciosas y excitantes que hay en el mundo. Algunas fotografías documentan algunas celebridades, enterés de Ai en la obra de Jasper Johns y Andy Warhol, junto con los otros movimientos artísticos como el dadaísmo y el surrealismo.
tre las que destacan el compositor Tan Dun, el director de cine Chen Kaige y el poeta Allen Ginsberg. Desde ese entonces, ya mostraba su interés hacia la política documentando las protestas sociales que surgieron en la década de los ochenta, por diversas motivos como la falta de viviendas  o la crisis del SIDA. Por otro lado las fotografías de Nueva York revelan el in

Sin embargo, en las últimas décadas; el polémico artista conceptual ha encontrado en la fotografía más que un medio de expresión, un vehículo para denunciar a través de la redes sociales las injusticias de un régimen autoritario. Considerado como uno de los hombres más peligrosos de China, el disidente político quién fue secretamente arrestado por autoridades de aquel país en el abril del 2011 por evasión de impuestos entre otros cargos; documentó todo el proceso de detención para revelarnos le verdad que se oculta debajo de la manipulación del gobierno chino. El hecho de que utilice la cámara como un objeto de denuncia nos demuestra que más que un artista visual, Ai Weiwei se ha convertido en un activista social que simboliza la lucha por los derechos humanos.

















No hay comentarios:

Publicar un comentario