10 momentos de Henri Cartier-Bresson


 
Henri Cartier-Bresson, Magnum Guys. ©Phaidon Magazine
La mirada del siglo XX: 10 momentos de Henri Cartier-Bresson
marzo 03, 2015
Para mí, la cámara de fotos es un cuaderno de esbozos, nada más. Y un esbozo no es un dibujo, es algo inmediato. Pero posee todas las cualidades de algo tomada del natural. Captar las cosas del natural, cuerpo a cuerpo.
H.C.B.
Considerado unos de los fotógrafos más importantes del siglo XX, Henri Cartier-Bresson (Chanteloup-en-Brie, Francia, 1908 – Montjustin, 2004) modificó la forma de ver el mundo a través de la fotografía y el cine. Sus imágenes, de una textura plástica fascinante, congelaron el paso del tiempo: “La tarea de fotógrafo no consiste en demostrar nada acerca de un hecho humano. No somos publicistas; somos testigos de lo efímero”.
A poco más de diez años de la muerte del fotógrafo y cineasta francés, el Museo del Palacio de Bellas Artes presenta la exposición Henri Cartier-Bresson. La mirada del siglo XX, que recorre más de 50 años de carrera dedicada a explorar las imágenes. Códigoretoma el nombre de la muestra para repasar 10 de los momentos más significativos en la vida y obra de este maestro de la lente.

1. Exploración a África (1930–32)
Tras haber sido piloto en el ejército —como parte de su servicio militar—, Bresson pisó territorio africano con tan sólo 22 años. En Camerún y Costa de Marfil, donde aprendió a cazar, descubrió un estilo de vida que contrastaba por completo con el de la cosmopolita ciudad parisina. La experiencia representó un parteaguas en su vida: las tradiciones locales, la gente y el exotismo de África transformaron y conquistaron su mirada.
“…El aventurero en mí se sintió obligado a testificar, con un instrumento más rápido que el pincel, la cicatrices del mundo.”, confesó en una entrevista. Así, al volver a Francia en 1932, compró su primera cámara Leica M9 que significó el inicio de su carrera como fotógrafo. Entonces, la lente se convirtió en sus ojos.
Sus primeras fotografías fueron publicadas en las revistas francesas Voilá yPhotographies.
1.-MafilCostaBresson-Copiade1930CreditoFundacionCartierBresson

2. Viaje a México y primera exposición en el Palacio de Bellas Artes (1934-35)
Si el exotismo de África había fascinado al fotógrafo, ¿acaso el surrealismo mexicano no habría de seducirlo? En 1934 viajó por vez primera a México, como parte de un proyecto etnográfico financiado por el gobierno del entonces presidente Lázaro Cárdenas. Aunque más tarde la expedición fue cancelada, el también pintor decidió prolongar su estancia en el país.
Durante un año su Leica lo acompañó para capturar el costumbrismo de la capital y de los alrededores de México, involucrándose con las virtudes del fotoreportaje como parte de su práctica documental. Aquí tomó imágenes tan icónicas como el trasero de la modelo y novelista Guadalupe Marín o el retrato del pintor Ignacio Aguirre.
En un artículo de La Jornada, el investigador José Antonio Rodríguez destacó la influencia que el francés tuvo para el surrealismo mexicano, “porque cuando llegó al país, era un joven de 26 años que provenía de una Francia en donde todavía estaba el movimiento surrealista. Y [él] se encontraba inmerso en esa corriente creativa”.
En 1935 su obra fue expuesta por primera vez en el Palacio de Bellas Artes, junto al trabajo de Manuel Álvarez Bravo.
7.-AguirreClaraBressonMagnumAgency

3. Encuentro con el cine y Jean Renoir (1936-39)
Después de su paso por África y México, Bresson viajó a Estados Unidos, donde compartió experiencias con Paul Strand. Pero fue en su regresó a Francia donde conoció a una de las personas que más lo influyeron: Jean Renoir.
Al poco tiempo de haber estudiado cine en Nueva York, se enlistó como asistente del cineasta francés en las películas Un partie de campagne (1936), La vie est à nous (1936) yLa régle du jeu (1939). La pasión por el séptimo arte que Renoir le transmitió, así como su creciente interés por la fotografía y el cine documental, lo llevaron a dirigir sus primeros documentales: Victoire de la vie (1937) y With the Abrahm Lincoln Brigade(1937).
2.partie-de-campagne_optCartierBressonCreditoElCineDeSolaris

4. Guerra Civil Española (1938)
En tiempos de la Guerra Civil Española, mientras continuaba experimentando con las virtudes del celuloide, Bresson fue contratado por el diario francés France Soir como fotoreportero. Entonces consolidó una relación amistosa con Robert Capa y David Seymour, quienes más tarde se convertirían en sus aliados para fundar la agencia de fotografía más importante del siglo XX.
Mientras transcurría la guerra, filmó dos de sus documentales más importantes: Victoire de la Vie (1937), que expone la cotidianidad de los hospitales españoles, y L’Espagne vivra (1938), que le fue comisionado por el Frente Popular Español para relatar la España en tiempos de postguerra.
3.-Henri-Cartier-Bresson,-Seville,-Spain,-1933CreditoBressonMagnum

5. Segunda Guerra Mundial (1940)
A principios de la Segunda Guerra Mundial, el autor se unió a la unidad de cine y fotografía del conocido “Tercer ejército”. Sin embargo, el 23 de junio es tomado como prisionero por los nazis. Después de dos intentos fallidos de escape, en febrero de 1943 logra huir para después afiliarse a la MNPGD, organización secreta dedicada a auxiliar a prisioneros y fugitivos de guerra.
Más tarde, entre 1944 y 1945, se une al grupo de fotoperiodistas que retratan la liberación de París. Y comienza a tomar retratos de artistas como Henri Mattisse, Pablo Picasso, George Braque y Paul Claudel, para la agencia Editions Braun.
En 1945 realiza la película documental Le retour, que registra el regreso de los deportados y prisioneros. La cinta fue grabada para la Oficina de Guerra de los Estados Unidos.
4.CartierIIGuerraMundial1947Magum
6. Exposiciones en el MoMA y el Museo de Louvre (1947-50)
Una vez terminada la Segunda Guerra Mundial, el fotógrafo retrató a diferentes artistas a petición de la revista Harper’s Bazaar. La noticia parece no haber tenido eco al otro lado del atlántico. Habiéndolo creído muerto, en 1947 el MoMA de Nueva York decide dedicarle una exposición póstuma.
Pero cuando el museo notó su error, solicitó la ayuda de Bresson para finalizar la curaduría de lo que sería su primera muestra retrospectiva. “Mientras tanto, en Estados Unidos me daban por muerto y reparaban una exposición póstuma sobre mi obra. Me entero a tiempo y corro a ayudarles a la selección. Ante su sorpresa, el hombre al que se disponían a enterrar estaba allí de cuerpo presente”.
Tres años después, el multifacético artista se convirtió en el primer fotógrafo en exhibir en el Museo de Louvre en París.
5.-henri-cartier-bresson-bankers-trust-new-york-1960
7. Agencia Magnum (1947)
Casi diez años después de haber conocido a sus amigos y fotoperiodistas Robert Capa, David Seymour, William Vandivert y George Rodger, decidió fundar con ellos la famosa Agencia Magnum. En sus inicios, se trataba de una cooperativa que arrancó con $400 USD de capital inicial por cabeza. El objetivo era crear un espacio de creación que no estuviera sometido a las ataduras convencionales del periodismo que no podía ser subjetivo, o del arte que no podía ser objetivo.
Algunos de sus proyectos más significativos para Magnum fueron registros de sus viajes. En 1948 registró los último días de Gandhi, así como la procesión de su funeral. Además, fue testigo de los últimos seis meses del sistema Kuomintang en China y de los primeros seis meses de la vida del país como República Popular. En Indonesia también estuvo presente durante el proceso de independencia.
6.-magnum-guysCréditoPhaidonmagazine
8. Viajes y salida de Magnum (1950-66)
Con la Agencia Magnum, Cartier-Bresson se convierte en uno de los fotoperiodistas más importantes del siglo XX. Su espíritu aventurero lo llevó a recorrer China, la URSS (fue el único fotógrafo extranjero en ser admitido durante el inicio de la Guerra Fría), México —por segunda ocasión—, India, Cuba y Japón.
Durante sus viajes, también tuvo oportunidad de retratar a personajes como Ernesto “Ché” Guevara, Henri Matisse, Edith Piaf, Pablo Picasso, Truman Capote y Coco Chanel. Pero en 1996, decide dejar la Agencia con la intención de, en el futuro, dedicarse de lleno a una de sus primeras pasiones: la pintura.
8.-Shanghai1948
9. Regreso a la pintura (1970)
A pesar de que la fotografía y el cine ocuparon gran parte de su carrera artística y periodística, a principios de los setentas el autor decidió regresar a la pintura. Durante su infancia estudió  el arte pictórico dos veces a la semana. Y, de acuerdo con la Fundación Cartier-Bresson, en ese entonces sólo estaba enfocado en sus clases de pintura y en todo lo que podía crear con los pinceles.
Cuando retomó el lienzo, el fotógrafo insistió: “Todo lo que ansío por estos días es pintar. La fotografía nunca ha sido más que una manera de pintar, un tipo de dibujo instantáneo”.
9.-cartier-bresson-franck-featured-1014x487
10. Muerte y Fundación Cartier-Bresson (2003-04)
Un año antes de la muerte de Bresson, su esposa, la también fotógrafa Marine Franck, inauguró la Fundación Henri Cartier-Bresson. El objetivo: mantener en la memoria colectiva el trabajo del fotógrafo, así como recordar parte de su carrera en el cine y la imagen fija. La institución ha intentado recuperar parte del archivo fotográfico, que actualmente es prestado para exposiciones en todo el mundo.
De acuerdo con su biografía oficial, Henri Cartier-Bresson muere “pacíficamente” el 3 de agosto de 2004 en la comuna francesa de Montjustin.
10.-BressonYSuEsposa

No hay comentarios:

Publicar un comentario