¿Fotómetro?

Un fotómetro es una herramienta que nos permite medir la luz en un punto concreto y en base a ello, decirnos que ISO, diafragma y velocidad de obturación debemos de usar para exponer correctamente una fotografía. Con esta definición nos puede parecer que realiza la misma función que nuestra cámara cuando mide la luz, sin embargo, existen algunas diferencias que lo convierten en una herramienta más eficaz para este propósito.
La principal diferencia a la hora de medir la luz que tiene un fotómetro respecto a nuestra cámara, es que éste mide la luz de forma directa, a diferencia de nuestra cámara, que mide la luz de forma reflejada. ¿En qué consiste esta diferencia? Cuando realizamos fotografías con nuestra cámara, esta conoce la luz que hay en el lugar hacia el que enfocamos con nuestro objetivo por que mide la luz que es irradiada por lo que fotografiamos (personas, objetos etc). El fotómetro, sin embargo, conoce la luz que hay sobre una persona o un objeto, ya que lo utilizamos situándolo en el lugar en el que la luz se encuentra incidiendo, y éste, mediante la calota (o calotas) que posee, registra la luz que incide sobre la superficie.
Esta diferencia es crucial, ya que el fotómetro es mucho más preciso indicándonos como tenemos que exponer nuestra cámara ya que nuestra cámara nos indicará como se encuentra de correcta nuestra exposición teniendo en cuenta la luz reflejada en un promedio del 18%. Esta forma de trabajar de nuestra cámara, nos funcionará bien en la mayoría de situaciones, pero hay momentos en los que un fotómetro sin duda nos será mucho más útil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario