El fotógrafo que muestra porqué no hay que avergonzarnos de nuestras raíces.

Somos lo que pensamos, decimos y hacemos pero también estamos conformados por nuestras raíces, esas que nos definen incluso antes de nacer. Negar dichas semillas es entorpecer el entendimiento del ser y del espíritu; avergonzarnos de nuestro origen es paralizar un fragmento del alma que, aunque a veces menospreciamos, nos hace únicos.

Diego Huerta, a través de fotografías, ha logrado capturar la esencia de distintos pueblos indígenas en los que colores, personas, sabores, texturas e incluso olores, narran años de tradición mejor que cualquier libro de historia. La captura de instantes reales, orgánicos y estéticos provoca orgullo.

Su propósito es generar consciencia sobre el alto grado de discriminación en nuestro país hacia lo indígena y la falta de reconocimiento a su dignidad. Pretende erradicar la ignorancia y la desinformación para sembrar un sentimiento de orgullo y reconocimiento hacia nuestras raíces que, nos guste o no, marcaron lo que somos e influyen en lo que seremos.http://culturacolectiva.com/el-fotografo-que-muestra-porque-no-hay-que-avergonzarnos-de-nuestras-raices/



No hay comentarios:

Publicar un comentario